El expresidente de la Nación Mauricio Macri fue procesado por el juez federal Martín Bava -a cargo del Juzgado Federal de Dolores- en el marco de la causa que se investiga el presunto espionaje ilegal contra familiares de los tripulantes del submarino ARA San Juan.

Tras analizar la prueba y tomarle declaración, Bava estimó que “prima facie” Macri es “penalmente responsable del delito de realización de acciones de inteligencia prohibidas en carácter de autor, en virtud de haber posibilitado la producción de tareas de inteligencia ilegal”.

Como parte de este fallo, el expresidente no podrá salir del país, medida que regirá cuando Macri regrese de Chile, adonde viajó recientemente. Además de sufrir un embargo en sus bienes de 100 millones de pesos, el exmandatario “no podrá ausentarse de su lugar habitual de residencia por un término mayor a los diez días sin previo aviso al tribunal”.

La resolución fue firmada en la tarde de este miércoles por el juez Martín Bava, quien encontró responsable a Mauricio Macri de los seguimientos y ciberpatrullaje realizados a un grupo de familiares de las víctimas del submarino, quienes reclamaban la búsqueda de la embarcación que estuvo desaparecida entre noviembre de 2017 y fines de 2018.

“El Gobierno Nacional que el imputado encabezaba espió ilegítimamente a los protagonistas de una de las mayores tragedias que se vivió en su gestión. Ello se hizo, entre otras cosas, con el objetivo de anticiparle a Mauricio Macri, cuáles eran los movimientos y los reclamos que existían en ese colectivo de familiares”, sostuvo el juez en la resolución, la que fue reproducida por Infobae.

Previamente, el martes, el juez Martín Bava había resuelto el procesamiento de dos exjefes del área Contrainteligencia de la AFI, Diego Dalmau Pereyra y Martín Coste.

En la causa ya estaban procesados: el exdirector general de la AFI Gustavo Arribas, la exsubdirectora general Silvia Majdalani, el exdirector de Reunión Interior Eduardo Winkler, el exjefe de la base Mar del Plata Nicolás Iuspa Benítez y cinco agentes que estaban bajo sus órdenes.

El fallo del juez Bava:

 

Anuncio